Diócesis de Matagalpa

Papa (1835- 1914)San Pio X. Restaurar en Cristo todas las cosas- (Ef. 2,10)

La Noche del 20 al 21 de Agosto de 1914, Fallece en Roma el Papa Pio X, Su pontificado no fue nada fácil, fue el primer Papa tras la desaparición de los estados pontificios y además fue testigo como el mundo se embarcaba en la primera guerra mundial. Antes de la gran guerra San Pio X reformó la curia romana, esto nos traslada al presente al igual que el papa francisco. Éste Papa encuentra la curia como fue configurada en 1588 por el papa Sixto V. Este no fue el único cambio que realizo Pio X, por ejemplo, reformó la elección de los papa para impedir la influencia externa del conclave.

En la elección de San Pio X los Cardenales se inclinaron en principio y por mayoría por el Cardenal Rampolla, sin embargo, el Cardenal de Checoslovaquia anunció que el Emperador de Austria no aceptaba al Cardenal Rampolla como Papa y tenía el derecho de veto en la elección papal, por lo que el Cardenal Rampolla retiró su nombre del nombramiento. Fue la última vez que un poder laico se impuso en la elección de un Papa un año después san Pio X suprimió esta autoridad bajo excomunión de quien interviniera no siendo cardenal.

Puedes leer:Misa en memoria de Monseñor Benedicto Herrera

También trasformó el orden como se reciben los sacramento hizo que los niños recibieran la primera comunión antes que la confirma un cambio que perdura hasta nuestro tiempo.

Para nosotros los nicaragüenses hay que recordar que en el pontificado del  San Pio X se creó la Provincia Eclesiástica Nicaragüense. Mons. Brenes recordó que esta iniciativa fue una muestra de cariño del Papa San Pío X en 1913: “Él era un pastor y tenía mucho cuidado de que los obispos y sacerdotes estuvieran muy cerca de las ovejas; miramos cómo cien años después, el papa Francisco también nos está predicando en esa línea, de cómo nosotros: Obispos, Sacerdotes podamos estar cerca de nuestras ovejas… y esta es prácticamente la experiencia de esta Iglesia que peregrina en Nicaragua”.

En 11 años de pontificado realizó reformas importantes para la Iglesia, poco podía imaginar que sería testigo de la Gran Guerra, se puede decir que murió de pena porque él sabía que iba hacer una masacre tres semana después de haber iniciado la guerra.

José Sarto, después Pío X, nació en Riese poblado cerca de Venecia, Italia en 1835 en el seno de una familia humilde siendo el segundo de diez hijos. Fue el papa 257 de la Iglesia Católica y su pontificado duró 11 años de 1903 a 1914. Fue beatificado en 1941 y canonizado cuarenta años después de su muerte en 1954.

Redacción: Seminarista Winston Martínez.

Diócesis Media