Diócesis de Matagalpa

“La última palabra la tiene Dios”. presbítero Vicente Martínez

La mañana del martes 20 de Julio, la parroquia Santa Lucía, Darío, dirigida por el párroco, presbítero Vicente Martínez vivió la Santa misa en la festividad del Divino Niño Jesús, en esto el sacerdote aseguró, inspirado por el texto del día, que la última palabra la tiene Dios.

Compartió que los poderosos se sienten dueños del mundo: “Hermanos en este tiempo que vivimos, los poderosos del mundo pueden decir, nos vamos a quedar en el poder hasta que nos muramos, pero ellos creen que son los dueños del mundo, pero nosotros como católicos debemos de conocer que la última palabra la tiene Dios, es decir nosotros tenemos que someternos a él, someternos significa hacer su voluntad, incluso significa entregarle a veces nuestro tiempo, familia, trabajo y el quehacer a diario”.

presbítero Vicente Martínez

También el Señor habló refiriéndose al Santo Evangelio del día donde el Señor hace una pregunta: “¿Quién es mi madre y mis hermanos? Y el mismo Jesús nos da la respuesta, nos dice son aquellos que escuchan la palabra y la ponen en práctica, es decir hermanos, a esto también le agregamos obediencia, porque mucha gente, en nuestra Iglesia les cuesta obedecer, porque no se han enamorado de Jesús“.

Puedes leer:“Déjame ser Niño”. Proyecto de música impulsado en Sébaco, por padre Marlon Velázquez

presbítero Vicente Martínez parroquia Santa Lucía, Darío

Discernir el bien:

“Hermanos a estas alturas donde nosotros hemos caminado más de 2000 años con la iglesia, debemos saber cuál es el bien y el mal, imagínense ustedes en la iglesia un servidor, no podía andar haciendo propaganda política, no puede porque tu corazón es de Dios“, manifestó el Padre Martínez.

Finalizó comentando que el ser humano debe darle a Dios lo que es de Dios, y lo que es del César al César, por que no se le puede servir a Dios y al mundo, servir a Dios o servir al mundo, ya que Cristo quiere que sean sus verdaderos hermanos y aceptar a María como su Santísima Madre porque esa ha sido su voluntad.

Redacción: Juana Ruiz

Diócesis media, parroquia Santa Lucía, Darío.

Deja una respuesta